jueves, 22 de mayo de 2008

Mayo literario (14)


Para la joven arquitecta Nerea Calvillo "5 condiciones", de Lars Von Trier, es casi la mejor película de la historia del cine. Me lo dice frente a la tienda "Mudholland Drive", un pequeño stand en el que ofrecen todo tipo de dvd piratas de cine de autor, incluso cosas que ni se han publicado de manera legal, a dos euros (incluye los extras). Su propietario es un cinéfilo, un man que se las ha visto todas y que es capaz de recomendarte desde una de Passolini o los Cremaster, de Matthew Barney. Estamos en San Andresito, una especie de zona franca en algún lugar de Bogotá en la que se venden productos importados (música, cine, licor, ropa, etc.) a precios más baratos, o sea medio de contrabando. (También venden música pero Nerea no consiguió esa copia de los Facto Delafé que buscaba con tanto ahínco…). A propósito del gran Lars, adjunto el link de la excelente parodia de los Muchachada Nui, en su ya legendaria serie de Celebrities: http://www.youtube.com/watch?v=rs_5QanPtQM
Nerea, una mujer brillante (a pesar de sus regaños y de sus teorías sobre el whisky, o quizás por eso mismo), ha impartido un taller, "Cartografías Invisibles: guías, rastreos y mapas colaborativos", del que ha resultado un mapa wiki (sí, como wikipedia), de Bogotá. A pesar de haber conocido a más arquitectos, renegados o no, en las últimas semanas que en toda mi vida anterior, aún se me hace difícil comprender en su totalidad lo que plantean. Como siempre, la buena literatura viene a mi rescate. En este caso es el ya citado Cees Noteboom, que a su vez cita a Borges, en un texto que seguramente añadirá más confusión al tema de los mapas.
“Borges, en uno de sus relatos (el Hacedor), nos sorprende con la vertiginosa idea de un mapa tan desmesurado que coincide con el tamaño del propio país. Pero, dado que la gente de ese país en que se desarrolla la historia descubre que un mapa de estas características resulta inútil, es expuesto a las “inclemencias del sol y los inviernos”. Al cabo de un tiempo, no quedan del mapa sino “despedazadas ruinas, habitadas por Animales y por Mendigos”. Y sin embargo, tras esta forma suprema de locura, se atisba una pregunta fundamental: ¿hasta que punto puede un mapa del mundo o de un territorio representar la realidad?”

5 comentarios:

Martín dijo...

Genial todo lo de Lars Von Trier y genial la parodia de youtube, ¡jajaja!

E. dijo...

"Como siempre, la buena literatura viene a mi rescate" Qué nice!!

Abrazos

E.

aG. dijo...

mucho arquitecto renegado suelto por ahí?

Cantalibélula dijo...

Ala carachas, qué bonita experiencia esa de ir a esos suburbios capitalinos, y eso, quién te llevó?

Marc dijo...

Me llevó mi guía local particular.
Espero que no se raye más de lo necesario y siga enseñándome la otra Bogotá...